«Gracias a la libertad de expresión hoy es posible decir que un gobernante es un inútil, sin que nos pase nada. Al gobernante tampoco».

Jaume Perich (1941-1995). Escritor y humorista
"""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""""


Visualiza el último video de Vicent, de su canal de You Tube

Novedad en canal de You Tube

*'''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''"""""""""''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''''*

Translate - Traductor a tu idioma

jueves, 11 de febrero de 2021

DE MAITINES A COMPLETAS.

Oigo voces. Son las tres de la madrugada.Aunque ya llevamos tres meses, somnoliento, trato de ubicarme.








Sí. Es mi madre. Me demoro en contestarle, a veces está en un sueño. Esta vez no. 

No necesita nada. Sólo saber donde está. 

Trato de que entienda que es de noche, ´las tres de la noche´. 


Eso es, casi nada. Si por el día es difícil, a las tres de la madrugada es un imposible. 
   
NOCHE--DORMIR.
 
Y de momento parece que ha reconocido el significado de esas dos palabras. Retomó el sueño. 

Hay que aprovechar, puede que este sueño dure minutos o que raramente lleguemos hasta las nueve. Preguntara la hora varias veces.

Ayer me sorprendió preguntándome, si ya tenia preparada la palmatoria y el "catret", para mañana ir a misa primera. 

Durante el tiempo que tardé en dormirme, recordé que hace días le dije que los franciscanos se fueron del convento. Se dejaron todo, y con las prisas, la campana sigue dando los cuartos, las horas y el Ángelus. A las ocho de la mañana, a la una y a las ocho de la tarde, el repiqueteo adicional de la menor de las campanas.

Recuerdo los tiempos en que los frailes oraban y cantaban a maitines antes del amanecer. Los laudes en el amanecer. En la hora prima,la  misa primera, a las seis de la mañana. La  misa de ocho, en la que yo participaba como monaguillo, e incluso había misa de nueve, en la hora tercia. 

La Placeta del Convent acoge a los nuevos orantes. estos, con la postura de la cabeza un poco adelantada como  los antiguos frailes, desde antes de amanecer, portan en sus manos los modernos libros o misales (I Phones, IPads, Smartphones), desde donde los actuales profetas predican las nuevas verdades reveladas. 

En la tierra de la Placeta de Convent, durante 400 años se derramó agua bendita y la cera de los cirios procesionales, convirtiendo el lugar en tierra sagrada. Los fieles hincados de rodillas trazaban en el suelo una cruz y al levantarse la besaban, pidiendo perdón a Dios

- Perdona a tu pueblo, Señor,
  perdona a tu pueblo, perdónale Señor.
  No estés eternamente enojado.
  No estés eternamente enojado.
  Perdónale, señor.




Los orantes actuales, se hacen acompañar de miembros de la especie canina, de una variedad o raza, al gusto de cada uno. Los inocentes animales realizan sus necesidades fisiológicas en cualquier punto del recinto. La en otra hora incensada y besuqueada tierra bendita, pasa a ser un estercolero  de orines y defecaciones medio recogidas o enteras y frescas. 

Mas tarde, cuando transiten los residentes en las fincas construidas en las posesiones de los antiguos señores de Feliu, y aquellos que visitan Benissa, podrán calificar las bondades terapéuticas del tufo nauseabundo y amoniacal.

------------------

El 12 de junio de 2020, en el artículo titulado "Hoy será un día de mierda", hacia referencia al estado de saturación en que se encontraba la Placeta del Convent. En un video mostraba lo que afirmaba por escrito. Hoy es el día en que se observa que no se ha realizado ninguna acción que mejore o elimine esta vergüenza.

Quizás habrá que insistir.

sábado, 3 de octubre de 2020

El Cordonazo de San Francisco.

Los colores del Otoño

El día pasado 22 de septiembre entramos en la estación del Otoño. Es una de las cuatro estaciones del año de las zonas templadas  que durará hasta el 21 de diciembre. Sin duda, junto a la primavera, es un tiempo de cambios y de mucho colorido. Cuando se habla del Otoño le asociamos, frio, lluvia, nieve y la caída a de las hojas de los árboles.
 
El Otoño es el tiempo natural de las grandes tormentas y las abundantes lluvias. Y del fenómeno de la "gota fría". En esta estación se producen casi todos los fenómenos meteorológicos.

    Efectivamente. Cada año las estaciones se suceden unas a otras, aunque            últimamente, el Cambio Climático, está afectando de manera muy visible a lo      que se espera de cada una de ellas. 

Durante los 35 años de mi trabajo en el Servicio Municipal de Aguas Potables, fui comprendiendo la importancia de no alterar las leyes de la Naturaleza. Cualquier modificación de su equilibrio trae consigo consecuencias funestas.

 Mi interés por la meteorología comenzó muy temprano, coincidí desde muy pequeño con personas  apasionadas  y de vastos conocimientos en esa materia, los cuales, a su vez, provocaron en mi un interés especial por saber ¿Cuánto llovió este año?. ¿Cuál fue el día mas lluvioso?, ¿el mas ventoso?, la humedad en el aire, la dirección del viento y su nombre ...


El año meteorológico comienza en España el 1 de octubre y termina el 30 de septiembre. Recién hemos empezado pues, el año y pensé que no estaría de más que les participara algunas curiosidades. Por ejemplo, los principales arboles de hoja caduca y que en los próximos tres meses llenaran de colores los bosques, son:

  El Arce, CastañoAbedulPalosantoHayaFresnoNogal, MoreraPlátano de                          sombraÁlamoChoplo, RobleAcaciaTaray, Tilo, Olmo ...  


Los refranes populares constituyen la definición de las palabras o las frases a las que se recurrió para definir o explicar hechos o momentos de la vida cotidiana del pasado y que son actuales y fidedignos.


  • Otoño sereno, ventoso invierno.
  • Tras secos veranos, otoños tempranos.
  • Verano que dura, otoño asegura. 
  • Si en septiembre ves llover, el otoño seguro es.
  • El agua que en el otoño corre, es la que te saca de pobre.
  • El buen otoño, las primeras aguas por San Bartolo. 
  • El otoño , por San Miguel el primer. 
  • La otoñada verdadera, por San Mateo las aguas primeras. 
  • Otoño lluvioso, año copioso.
  • Otoñada segura, San Francisco la procura.
  • Mucha agua en la otoñada, poco trigo y menos cebada. 
  • Septiembre, o seca las fuentes o se lleva los puentes.

  • Si en noviembre oyes que truena, la siguiente cosecha será buena. 

  • Todos los Santos (1 de noviembre) a Navidad, o bien llover, o bien helar. 

  • Octubre echa pan y cubre.

  • Septiembre benigno, octubre florido

  • Cuando en Septiembre acabes de vendimiar, ponte enseguida en octubre a sembrar

  • Si en septiembre ves , el invierno seguro es. 

  • Noviembre tornado, de malo para el pastor, y peor para el ganado. 

  • Sabemos del otoño, cuando la hoja  llega al moño. 

  • En otoño, pan de ayer, vino de antaño y caldito a diario. 

  • Pájaros de otoño, gordos como todos. 

  • Castañas en cocción, en otoño e invierno: buena alimentación

  • Calabazas coloridas, en otoño recogidas. 

  • Cuando san Francisco saca el cordón, en el mar hay grandes marejadas; unos años sí y otros no, pero más sí que no.

Habito y cordon 
franciscano

Cuando estuve internado en el seminario franciscano de Pego (Alicante), Ios cursos 1968-1969 y 1969-1970, contaba yo 10 años de edad, vine a conocer la leyenda estrella del otoño, el Cordonazo de San Francisco. 

El cordón de San Francisco que usan los franciscanos lleva tres nudos, que representan los tres votos, pobreza, obediencia y castidad. El cordón fue tomado por San Francisco de Asís como si fuera un cinturón, aunque era mucho más simple y sencillo, iba atado igual que hoy en día a la cintura ciñendo el sayal que tomó como hábito

Dice la leyenda que  cuando demonio venia a tentar al santo, este se deshacía de él fustigando el aire con el cordón que llevaba atado a la cintura. Al hacer ese gesto, en el cielo se organizaba una enorme tormenta de rayos y truenos que hacían huir al demonio.

Por eso, coincidiendo con la festividad del  santo, el día 4 de octubre, se producen grandes tormentas o se oyen truenos, en tierra o en el mar. En cualquier caso, ya sea en forma de tormenta o no, el tiempo se suele comportar de forma adversa en estas fechas. 

Tormenta del dia 2.10.2020
Hace unos días volví a oír, después de muchos años, que se iba a producir el fenómeno del Cordonazo. 

Los conventos de los seguidores de Francisco han quedado vacíos, los sabios y las leyendas han ido perdiéndose con la secularización y la exclaustración galopante  que sufre la orden. 

Capilla de la Comunión
o de San Francisco
Convento de Benissa

En estos momentos, las 19.00 horas del dia 2 de Octubre de 2020, se ha producido el fenómeno. una gran tormenta se ha desatado en Benissa, desde la placeta del Convent  sale un manto de agua amarilla, que corre Costereta abajo. 

El santo dio el primer Cordonazo de 2020.

+++++++++

Vicent Ibañez Mas - 2020

 vibanezmas@gmail.com


viernes, 25 de septiembre de 2020

Las campanas de la cuenta atrás.


COVID-19, es el nombre del bichito que desde finales de noviembre tenemos en danza. 

Cuando increíblemente se propagó, sin que ninguna tecnología pudiera con él. Cuando los italianos estaban sufriendo el colapso de su sanidad, y los afectados pasaban a ser unos cuantos miles, aquí no se movía nadie

La noticia estrella era  la Cumbre anual de la ONU sobre Cambio Climático, que se celebró entre el 2 y el 15 de diciembre en IFEMA. La activista sueca, Greta Thunberg se paseaba por los escenarios seguida de una corte de jóvenes activistas. Menos combativa de lo que se esperaba, vista su intervención del septiembre pasado, cuando se dirigió a los líderes con aquel famoso ¿Cómo os atrevéis?. En esta ocasión remarcó, que el objetivo es lograr que la temperatura global no aumente en más de 1,5ºC a final de siglo. "¿Y por qué es tan importante permanecer por debajo de 1,5ºC?. Porque incluso con un aumento de 1ºC, muchas personas van a morir por la crisis climática".


La cumbre terminó sin grandes acuerdos, y estalló el gusano de Wuhan. Y desde entonces no existe otro peligro que el contagio del maldito virus. 

¿La crisis climática se ha terminado?. 

Ya lo conté. Durante tres días fui un "zombie", perdí la capacidad de razonar, aunque no me atacó la histeria, y sí, el pesimismo más negro. Al tercer día, salí al balcón de mi casa y encontré un nítido cielo azul. Era la claridad del alba, esos momentos que progresa la luz y que se rompe en el momento de la aparición del primer rayo de Sol. 

Inspire el aire "fresquito" de febrero, y todo lo negro se lleno de luz.


Desde entonces, cada día, he publicado una fotografía del momento en que desde mi balcón podía atisbar  en el horizonte el primer punto de luz solar. 

Hoy, ese mágico momento ha decaído. 

Soy vecino de uno de los monumentos más extraordinarios de Benissa. El Convento de los franciscanos. Sorprendentemente el Ayuntamiento de Benissa no pujó por quedarse con su control oo gestión. Considero que fue un error. 

Dicho esto, sigo con la idea que venía desarrollando, sobre que desperté del momento mágico de un nuevo día. Son las campañas de ese monumento las que me han despertado.
Cada día a las 7:00 de la mañana empiezan sus toques de horas, media hora, y cuartos de hora hasta las 11 de la noche, y tres volteos con la campana pequeña, a las 8:00, 14 00 y 20.00.

Se fueron los franciscanos pero además del monumento nos dejaron el goteo de nuestra existencia. 

Vengo a plantear un dilema:

1.-  Abordar el reto del clima que no admite demoras, con el cumplimiento de  los pocos acuerdos  conseguidos.

2.-  O invertir casi todos los esfuerzos en salvarnos momentáneamente, y el que venga detrás que cierre la puerta.

Greta Thunberg (RTVE)
Es serio el momento para algunos. Los intereses sectarios, son o no son abandonados. Si lo son, aún hay tiempo,  si no lo son, poco queda que decir. 

Pese a todo, la vida sigue. Y siguen, y el virus no les hace callar. Son los políticos y personajes públicos (las grandes corporaciones), con sus discusiones y mensajes falaces. Personajes que no dan la talla en nada, que no saben que es prioritario, nada más,  que el mantenerse unos y multiplicar ganancias los otros. 

El resultado pues, es que ya hay fecha para la desaparición del hombre sobre la tierra.


Vicent Ibañez i Mas
Septiembre 2020

vibanezmas@gmail.com

viernes, 4 de septiembre de 2020

El nuevo orden.

El mes de Agosto se despidió con un aguacero, corto, pero intenso. Un verano raro. No por el chaparrón, que ya tardaba, siempre hay uno por estas fechas, si no por los cambios en nuestras diarias costumbres.

Pero, en fin, estamos molestos por esa imposición de la naturaleza, aunque somos cómplices necesarios de la existencia de la pandemia. Y molestos por las imposiciones de la autoridad competente.

Mi generación aún responde a las advertencias y restricciones, algunos remugando, pero cumpliendo. Me pregunto si no sera porque están o casi están, en el grupo de riesgo. 

Me quiero referir a aquellos,algunos, que se rebelan y hacen caso omiso.
 

A la generación que hemos criado, no supimos poner reglas y barreras. Lo que a nosotros nos impusieron, "porque sí", nosotros lo quisimos razonar con nuestros hijos. Y para nuestra desesperación  comprobamos que los razonamientos en cierto tramo de edad sólo crean distanciamientos (a nosotros nos pasó, y recibimos por ello premios sonoros y dolorosos), Ni tanto ni tan poco. 

No. No reprimir, pero sí enseñarles el valor del orden y la disciplina. El respeto y escucha a nuestros mayores. En su experiencia se guarda gran cantidad de soluciones. Creo que empezamos nosotros con la aplicación de soluciones de libro, arrinconado la tisana de la abuela. O los empastes de la sanadora, que lo era por herencia familiar o por vocación y no por interés económico.

Hoy lamentamos no tener aquellas o aquellos remedios que abandonamos por productos químicos de rápido efecto, pero de inciertos efectos secundarios.

Y así también abandonamos a nuestros mayores en residencias de esplendidas paredes de imitación al mármol y de dudosa humanidad tras ellas. Esta crisis ha confirmado que el lucro era la causa principal de su existencia.

Y si no cambia la moda, dentro de poco saborearemos las mieles de esas casas de retiro, donde quien nos dará la mano y nos acompañará al water, con más o menos ternura, lo será por dinero y no por el desveló y amor que tuvimos en una época no lejana, en su niñez. 

Y no será lo mismo. Intuyo. 

Vicent Ibañez Mas 
Septiembre de 2020 

vibanezmas@gmail.com 


miércoles, 19 de agosto de 2020

Yo tengo el virus.


Ya ni me acuerdo. Parece que ha pasado mucho tiempo, pero solo  llevamos conviviendo con el "coronavirus", nueve meses.

 día de hoy, nadie sabe hasta dónde vamos a llegar con este asunto. 

Los mensajes que nos llegan, son inseguros y a veces contradictorios. La gente, por lo general obedece los criterios que se van adoptando, pero sin mucho convencimiento. Las dudas dan motivos para creer en mil y una historias de buenos y malos, de poderes ocultos que quieren cambiar el orden mundial, y encuentran ese caldo de cultivo en las cambiantes y dudosas normas que se dan desde los gobiernos. 
Bajando a nivel de un pueblo como Benissa, de una población de 14.000 habitantes, podemos afirmar que:

- Nadie conoce a ningún vecino de su calle, ingresado o en cuarentena.
-  Nadie conoce a nadie de su calle que haya muerto por el virus. (En estos nueve meses los que se han muerto eran  personas con una larga enfermedad o nonagenarios, edad suficientemente común para que sean candidatos a la desaparición por ley natural. Casi siempre por neumonia-infarto). 
- Los aproximadamente cuarenta fallecidos desde diciembre de 2019, salvo dos o tres excepciones tenían más de 85 años, y bastantes superaban los 90.

Convivo con mi madre de 93 años. La ley natural, así lo entendemos ella y yo, supone, que en más bien pocos años, ella fallecera. Y yo, siguiendo ese mismo orden, lo haré a su tiempo, aunque de esto nadie lo puede predecir.

Dicho todo lo anterior, quiero decir que, aunque nos acostumbramos a los cambios (que remedio), no entendemos, porque ahora, la atención medica la sentimos tan lejana, después de habernos desecho en alabanzas por su actuación desde la aparición de la pandemia.

Y se basa esta percepción en experiencias personales, y son ...
 
- Que se tenga a mayores, mujeres y niños en la calle, habiendo un edificio suficiente para ordenar y acomodar a las personas.

-  Que nuestras necesidades médicas se tramitan por teléfono. Una voz nos pregunta y en base a la respuesta, se establece una cita, presencial o telefónica.

Cita con el medico de cabecera.
- Que según se me comunicó , el día 7 de agosto era el dia que se  había asignado cómo consulta no presencial, el médico me llamaría. 
*Oiga?, no me llamó. 
*"le DOY cita otra vez, para el 28 , ya le llamará el médico. 

¿Será que sí?.
B
El neurólogo.
- Consulta presencial programada de Neurología para el día 11 de junio. Me llama un neurólogo unos días antes:
*"mire, que su neurólogo ya no está. 
*"pues yo necesito hablar sobre la medicación que me prescribió para mi enfermedad de Parkinson."
*"Aquí veo que está en trámite de posible operación", 
*"si señor, pero me han dicho que la lista de espera es de unos dos años. Antes que el 'coronavirus' lo acaparara todo. 
*"pues hay que esperar".  
¿DOS AÑOS?.

La colonoscopia.
- *"¿Y la colonoscopia que se pidió en abril?. 
*"No tiene fecha, ¿esta ud peor?". 
*"Tuve un pólipo hace un año y medio y me dijeron, revisión anual. Y voy por dos años". 

La hoja de prescripciones.
- Pregunto cuando puedo pasar por la hoja de prescripciones. 
*"Eso va ud a la farmacia, allí ya lo saben". 
*"Yo las quiero en papel". 
*"No, no señor, eso ya no se hace". 
Llamo otra vez. Otro telefonisto me dice que de 11.30 a 14.00 lo puedo recoger en el Centro de Salud. Allí me dan el alto en la puerta, cual delincuente pillado infraganti por la Guardia Civil, y me apunta con algo parecido a una pistola a la frente. La temperatura, señor.

Todo lo hablado por teléfono, sin saber claro si hablo con un medico, un  especialista o con un contratado de verano que no terminó los estudios de administrativo. 

Y estos días he leído el libro "El Parkinson y un servidor" de mi amigo Josep Vidal Pons. En el libro participa de su vivencia y experiencia vital con el Parkinson. Una reflexión de un maestro experimentado en su propia mente y cuerpo, recomendable para todo el mundo, afectados, familiares, cuidadores, médicos y profesionales sanitarios.

El libro no tiene desperdicio, fácil de leer y unas cuantas lecciones para aprender más sobre este mal que él y yo tenemos en común.

Pero a la vista del actual estado de las cosas, las tan necesarias coordinaciones medicas multidisciplinares que tanta importancia tienen para el tratamiento de este mal crónico, la socializacion y contacto entre los afectados. Y ahora mas que nunca, se pondrán a prueba la fuerza de los lazos familiares. Me temo que se va a necesitar de mucho empeño, paciencia e insistencia. 

He pasado de aplaudir a los 'batas blancas', a dudar de que su actual disposición sea la misma. La disposición y actitud,  supongo, son debidas a las directrices de la  dirección de Marina Salud y la  normativa de las autoridades sanitarias.

En fin, encima de la inseguridad por nuestra enfermedad, la inseguridad que nos ha traído el 'virus',  junto a la atención especializadas deficiente suponen un retroceso grave y  un plus mas de sufrimiento para los afectados por el mal de Parkinson.


Vicent Ibañez Mas
Agosto de 2020 


El libro "El Parkinson y un servidor", tiene un coste de 10 euros más gastos de envío. Está escrito en catalán.

Pedir al teléfono-Wassap. +34610828543